martes, 23 julio, 2024

En el susurro del agua

No todo el mundo tiene esta experiencia: el agua susurra. No me refiero al agua del grifo o de la piscina repleta de gente. Me refiero al agua del mar, de esa inmensidad rica de la que salió la vida hace mucho tiempo.

Es un susurro quedo, que las primeras veces te sobrecoge y te lleva a la tierra paradójica del interior de uno mismo y del mundo, a esos espacios poco transitados por su densidad. Pero pasado el tiempo, cuando llevas bastantes inmersiones, te reconcilias con él y se va haciendo parte de ti, de ese 70 % de agua que entreteje nuestra vida. Y la admiración por la belleza escondida brota espontaneamente en la tierra firme y dura de lo cotidiano. Y el anhelo de sumergirte te llama con fuerza.

No sé si soy más pez que bípedo con pulgar oponible. Sólo sé que el susurro del agua lo llevo dentro y es un trasunto de alguien primigenio y pacificador.

Me alegro de que otros compañeros blogueros como Ianire también perciban el susurro del agua buceando en la vida.

Print Friendly, PDF & Email
- Advertisment -

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

DEBERÍAS LEER

«Hoy estamos llamados a integrar, no a separar»

0
Ignacio Virgillito Oficina de comunicación de la Prov. Claretiana de Santiago Vida Religiosa entrevista al P. Mathew Vattamattam, superior general de los Misioneros Claretianos, con motivo...

Síguenos en Twitter