sábado, 22 junio, 2024

Y por siempre… la PAZ

En este tiempo tan shockeante por múltiples conflictos y una “guerra repugnante y de masacre insensata” (Francisco), qué bien nos hace recordar el don de la paz que Jesús resucitado nos vino a traer. Dios, en el Hijo, ha reconciliado consigo al mundo destruyendo las barreras que nos separaban a unos de otros (cfr. Ef 2,14-18).

This content is locked

Login To Unlock The Content!

Print Friendly, PDF & Email
- Advertisment -
Artículo anterior
Artículo siguiente

DEBERÍAS LEER

LA BIOLOGÍA DEL REINO

0
Desde la primera tierra del ser humano, que llamamos “paraíso”, hasta “el cielo nuevo y la tierra nueva” que se nos ha prometido como...

REORGANIZACIÓN

Síguenos en Twitter