lunes, 15 abril, 2024

Derrochar

El evangelio va de esto, de derrochar. En este caso perfume de nardo carísimo por parte de María la de Marta y Lázaro. No es lo utilitario de vender para dar incluso a los más pobres, sino la generosidad de derramar para cuidar, para cuidarnos.

Gestos sencillos que apaciguan el corazón y las entrañas: evangelio.

Print Friendly, PDF & Email
- Advertisment -
Artículo anterior
Artículo siguiente

DEBERÍAS LEER

«La vida religiosa, para ser profética, debe estar e ir a...

0
Vida Religiosa tiene siempre un oído en España y otro en Latinoamérica, aunque sin olvidar nunca a la vida consagrada de otros continentes. Tras...

Síguenos en Twitter